Connect with us

Europa

EuroEFE explica: El pacto europeo de migración y asilo

Publicado

el

Madrid (EuroEFE).- La posibilidad de pagar para evitar acoger migrantes, la detención de algunos menores desde los seis años, un proceso acelerado para tramitar solicitudes de asilo en las fronteras… El pacto de migración y asilo que aprobó este miércoles el Parlamento Europeo es una de las piezas más complejas y polémicas que se han debatido en los últimos años en la Unión Europea (UE).

Te explicamos en qué consiste:

¿De dónde viene?

En 2016, un año después de vivir una de las mayores crisis migratorias de su historia con la llegada de un millón de refugiados sirios y de otros países, la UE se propuso modernizar sus normas sobre la materia, el llamado reglamento de Dublín, que no se tocaba desde 2013.
Bajo esa normativa, la carga de procesar las solicitudes de asilo recae sobre el primer país de la UE al que llegan los migrantes, lo que concentra la presión en naciones del sur como España, Italia o Grecia, pero también en el este, donde llegan refugiados de Siria o Ucrania.
Los intentos por sacar adelante la reforma, rechazada por motivos distintos por la ultraderecha y por la izquierda europea, estuvieron marcados por el incendio de 2020 en el campo de refugiados griego de Moria y por el aumento de llegadas a las costas de Lampedusa (Italia) o las islas Canarias (España).

¿En qué te afecta?

Para los españoles, el pacto supondrá, en teoría, una menor presión por la creciente afluencia de migrantes a comunidades como Canarias, porque obliga a otros países de la UE a acoger a algunos de ellos o pagar para que España pueda reforzar sus recursos para atenderles, e incluso declarar una crisis que abriría la puerta a nuevas ayudas.

En la práctica, sin embargo, es posible que esa asistencia no se ajuste a las necesidades de las regiones afectadas, porque los países europeos tienen vía libre para decidir si, por ejemplo, pagan para reforzar las fronteras españolas en lugar de acoger migrantes o reforzar el sistema de protección de los solicitantes de asilo, dos áreas que podrían quedar en segundo plano, advierte Amnistía Internacional.

Para los migrantes irregulares o solicitantes de asilo, el acuerdo supone mayores controles a su llegada a la UE, incluso para niños menores de seis años; una mayor incertidumbre sobre dónde acabarán si consiguen quedarse en el continente y, probablemente, menos posibilidades de conseguir finalmente el estatus de refugiado.

Se espera que el pacto se complemente con una mayor externalización del control de las fronteras europeas, a través de acuerdos con países de tránsito como Túnez o Mauritania, lo que puede suponer que menos migrantes cumplan su objetivo de solicitar refugio en la UE.

¿En qué consiste?

El pacto es una amalgama de diez actos jurídicos que se complementan entre sí, y que hubo que negociar y acordar por separado. Desgranamos los más importantes:

Acuerdo sobre la gestión de la migración y el asilo:

Es el que ha generado más titulares, con su famoso mecanismo de solidaridad obligatoria para repartir las cargas administrativa y financiera derivadas de la llegada de solicitantes de asilo a las fronteras de la UE. Incluye dos puntos clave:

Cada país miembro deberá contribuir al mecanismo de solidaridad, pero podrá elegir si lo hace financieramente, aceptando refugiados, o de ambas formas. También podrán decantarse por dar apoyo operativo y técnico a los países bajo mayor presión migratoria. Su aportación se decidirá en función del PIB de cada país (lo que definirá el 50 % del cálculo) y de su población (el otro 50 %).

Como mínimo, ese mecanismo de solidaridad deberá resultar cada año en 30.000 solicitantes de asilo reasentados en otros países de la UE y en 600 millones de euros en contribuciones financieras.

En la práctica, eso significa que aquellos países -como Hungría o Polonia- que no quieran acoger refugiados y opten, por tanto, por la contribución económica, tendrán que asumir una factura de alrededor de 20.000 euros por cada solicitante de asilo que rechacen, una cantidad que podrá variar con el tiempo si la Comisión modifica las aportaciones mínimas al mecanismo.

Procedimiento común de asilo:

Crea un proceso acelerado para conceder o retirar la protección internacional en toda la UE, que sustituirá los diferentes procedimientos nacionales y se aplicará sobre todo a quienes migren por motivos económicos y a otros que tengan pocas posibilidades de obtener el estatuto de refugiado.

Habrá un plazo máximo de seis meses para tomar una decisión sobre las solicitudes de asilo, que se acortará aún más en caso de peticiones especialmente infundadas.
Ese procedimiento acelerado se aplicará automáticamente cuando los solicitantes se consideren peligrosos para la seguridad nacional, hayan engañado a las autoridades o provengan de países con tasas de concesión de asilo inferiores al 20 %.

Aumento de los solicitantes de asilo que presentan sus peticiones por primera vez en países de la UE, entre 2008 y 2023. Fuente: Eurostat

En su conjunto, los centros de detención temporales de toda la UE deberán tener capacidad para 30.000 solicitantes de asilo procesados por este mecanismo (una cifra que aumentará gradualmente hasta 2027), y la Comisión fijará límites concretos para cada país. Cuando se alcancen esos topes, los migrantes tendrán derecho a que sus peticiones se tramiten en el sistema ordinario de asilo.
Los menores no acompañados no podrán quedar sujetos a ese procedimiento acelerado ni a una detención, a no ser que se les considere un «riesgo para la seguridad».
Los menores que estén acompañados de familiares y que provengan de países con bajas tasas de concesión de asilo sí podrán ser detenidos y sujetos al proceso acelerado desde una edad tan temprana como los seis años, un punto que ha sido muy criticado por ONGs como Save the Children. Cada país puede decidir, no obstante, que para ellos no será una prioridad mantener a esas familias detenidas.

 La letra pequeña: Save the Children y otras organizaciones han denunciado que el pacto dificultará la reunificación de menores no acompañados con sus hermanos, pero fuentes del Parlamento Europeo consultadas por EFE negaron ese extremo y citaron el artículo 25 del procedimiento, que menciona explícitamente la obligación de intentar juntar a esos niños con sus hermanos.

Reglamento sobre controles en las fronteras:

Establece un sistema para procesar a los migrantes irregulares en un periodo máximo de apenas siete días en las fronteras externas de la UE, y de tres si se produce dentro del territorio comunitario.
Tras ese periodo, los solicitantes de asilo podrían ser desplazados a otros países de la UE en virtud del mecanismo de solidaridad.
Ese procesamiento incluirá la identificación del solicitante de asilo, la recogida de datos biométricos y controles sanitarios y de seguridad; y deberá realizarse en las fronteras exteriores o cerca de ellas.

Se aplicará a aquellos migrantes que crucen irregularmente las fronteras exteriores de la UE, a los indocumentados que lleguen a puntos de entrada y presenten una solicitud de asilo y a aquellos que desembarquen en costas comunitarias tras una operación de
búsqueda y salvamento en el mar.

Sesión de votación de este miércoles sobre el pacto migratorio en el Parlamento Europeo, en Bruselas. EFE/EPA/OLIVIER HOSLET

Reglamento sobre datos biométricos de los migrantes (Eurodac):
Reforma el sistema de toma y almacenamiento de huellas dactilares de los migrantes irregulares (llamado Eurodac y creado en 2003), para ampliar su alcance y facilitar las deportaciones. En concreto:

Rebaja de 14 a 6 años la edad mínima a la que se pueden tomar huellas dactilares a los menores, un punto muy polémico impulsado por Francia y Países Bajos, y que se ejecutará incluso si los niños no quieren. Consultada por EFE, una fuente del Parlamento Europeo justificó que se hará «por su propia protección y para que puedan ser identificados si resultan separados de su familia».
La base de datos de Eurodac podrá almacenar también imágenes faciales e información alfanumérica, como el nombre, la nacionalidad o el lugar de origen.
Además, se podrá incluir si una persona puede suponer una amenaza para la seguridad,  si es violento o va armado o si tiene lazos con el terrorismo.
También se registrará a personas que desembarquen en la UE tras una operación de rescate en el mar, aunque esa información sólo debe usarse con fines estadísticos.

Reglamento de crisis:

Establece un mecanismo para responder a aumentos repentinos en la llegada de inmigrantes, como el que se produjo en 2015.

Cuando un Estado miembro lo pida, la Comisión evaluará la situación y podrá declarar una crisis y hacer recomendaciones al Consejo.
Habrá un mecanismo de solidaridad especial para estos casos, que incluirá más apoyo en forma de reubicaciones o contribuciones financieras.
El procedimiento de asilo habitual podrá derogarse temporalmente para establecer plazos más largos: 10 días en vez de 7 para los controles en la frontera y 6 semanas más para decidir si se deporta a los migrantes.
El proceso acelerado para tramitar las solicitudes de asilo se podrá aplicar a aquellos migrantes que provengan de países con tasas de concesión de refugio del 50 %, en lugar del 20 % habitual.
El reglamento también abarca la instrumentalización de los inmigrantes, es decir, cuando terceros países o agentes no estatales hostiles los utilicen con intención de desestabilizar la UE, como ocurrió con Bielorrusia en 2021.

Nuevas normas sobre reconocimiento y acogida de refugiados:

El reglamento sobre requisitos de reconocimiento del estatuto de refugiado o de protección subsidiaria: Crea normas comunes al respecto para todos los Estados miembros y les obliga a respetar los derechos derivados de ese estatus.
La directiva de condiciones de acogida obliga a todos los países a garantizar normas equivalentes para tratar a los refugiados en lo relativo a permisos de trabajo (que deben concederse en un máximo de seis meses), alojamiento, escolarización o asistencia sanitaria.
El nuevo marco de reasentamiento y admisión humanitaria, impulsado por europarlamentarios de izquierda, permite que los Estados miembros se ofrezcan voluntariamente a acoger a refugiados en terceros países reconocidos por ACNUR, que viajarían legalmente a territorio europeo para establecerse allí.

Contenedores que se emplean para alojar a refugiados en Berlín (Alemania), el pasado 3 de abril. EFE/EPA/HANNIBAL HANSCHKE

¿Y ahora qué?

Una vez que el pacto reciba el visto bueno de los Estados miembros (el Consejo), se procederá a publicarlo en el diario oficial de la UE: veinte días después, habrá entrado técnicamente en vigor.
Los países miembros de la UE tendrán entonces dos años para adaptar la legislación a sus propios sistemas nacionales, por lo que el texto empezará a implementarse efectivamente a mediados de 2026.
«Todo dependerá de la implementación» ha sido una de las frases más repetidas por los europarlamentarios. Está por definir, por ejemplo, cuántos países están dispuestos a acoger migrantes que lleguen a otras naciones, un compromiso que seguramente será confidencial y no llegará a hacerse público; y cuántos recursos se dedicarán a construir centros de internamiento de migrantes.
Se espera que la UE multiplique sus acuerdos con países de África para intentar contener la migración y poder deportar rápidamente a algunos migrantes a esas naciones, lo que promete definir la política migratoria comunitaria tanto o incluso más que el presente pacto.

Fuentes:

Acuerdo sobre la gestión del asilo y la migración
Reglamento sobre el Procedimiento de Asilo
Acuerdo relativo a las situaciones de crisis
Reglamento sobre el control de fronteras
Procedimiento fronterizo de retorno
Acuerdo relativo a Eurodac
Pacto sobre requisitos de reconocimiento
Acuerdo relativo a las condiciones de acogida
Marco de Reasentamiento de la UE
Análisis del Servicio de Investigación del Parlamento Europeo (en inglés)
Análisis del European Policy Centre (en inglés)
Nota de prensa de la Oficina del Parlamento Europeo en España
Reacciones de diversas ONG
Informaciones en EuroEFE y Euractiv

Más información:

EuroEFE explica: La ley de inteligencia artificial

Madrid (EuroEFE).- La primera ley de inteligencia artificial del mundo está a un paso de convertirse en realidad: con el visto bueno este miércoles del Parlamento Europeo, los países de la Unión Europea (UE) empezarán en cuestión de meses a …

Seguir leyendo

Europa

La candidata de Podemos considera que la «complicidad» de Europa con Israel «nos hace responsables del genocidio»

Publicado

el

Por

Madrid (EuroEFE).- La «número uno» de Podemos a las elecciones europeas, Irene Montero, ha advertido de que la «complicidad» de Europa y Estados Unidos con Israel «nos convierte en responsables también de ese genocidio», refiriéndose al apoyo militar, político y diplomático que se presta al Estado hebreo, y ha exigido acabar con ese respaldo.

Montero, en una rueda de prensa en la Agencia EFE, ha criticado además la «foto» de ayer del líder de Vox, Santiago Abascal, con el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, en Israel y ha dicho que posar junto «al máximo responsable de un genocidio no debería quedar en la impunidad».

No obstante, ha pedido no perder la perspectiva con esta imagen porque lo que está facilitando que Netanyahu continúe con el genocidio «no es esta foto con Abascal» sino el apoyo que Montero cree que le están prestando Europa y Estados Unidos.

«Eso es lo que está permitiendo que Netanyahu masacre al pueblo palestino», ha dicho la candidata morada al subrayar que Israel es un Estado genocida que lleva décadas de ocupación ilegal y que en estos últimos siete meses «ha dejado sin comida, sin agua potable, sin ayuda humanitaria a todo un pueblo».

Un Estado, ha añadido, que ha respondido a la orden de la Corte Penal Internacional de detener los ataques en Gaza «quemando vivos a niños» y, por eso, Montero ha urgido a romper relaciones diplomáticas y comerciales con Israel, llevar a cabo un embargo total de armas y apoyar a los países que respaldan la orden de arresto emitida por la Corte Penal Internacional contra Netanyahu (también contra los líderes de Hamás).

Hasta el responsable de la política exterior europea, Josep Borrell, ha llegado a decir que Europa «tiene que decidir entre cumplir con sus obligaciones con la Corte Internacional de Justicia o seguir dando apoyo a Israel», ha exclamado la exministra.

«No es una cosa que nos inventemos y por tanto, lo que está permitiendo continuar a Netanyahu es ese apoyo decidido de Europa y de Estados Unidos. Y hay que acabar es con ese apoyo», ha insistido Montero.

Podemos promete hacer «mucho ruido» en Bruselas

Por otra parte, la política española ha prometido que su grupo hará «mucho ruido» si obtiene escaños en el Parlamento Europeo, en el que no estarán «ni paraditas ni calladitas».

«Para avanzar en derechos hay que hacer ruido y hay que decir las cosas claras», ha señalado Montero.

La candidata de Podemos ha incidido en la palabra «ruido», de lo que la líder de Sumar, Yolanda Díaz se quejó en varias ocasiones en alusión a las tensiones con Podemos.

En este sentido, Montero ha comparado el anterior Gobierno de coalición, en el que su partido tuvo un gran peso, con el actual del PSOE y Sumar, que en su opinión «no cambia nada».

«Hemos cambiado un Gobierno de transformaciones por un Gobierno de titulares», ha lamentado.

Además, ha censurado la «hipocresía» del PSOE en materias como la transición ecológica o en conflicto en Palestina y le ha acusado de «tirar la toalla» en los avances sociales.

Ha reivindicado a Podemos como «una fuerza que no se calla» y «que aporta» frente a lo que ha considerado como «una especie de resignación» dentro de la izquierda, que, en su opinión, ha asumido que «cuando avanzas en derechos te revientan».

Por ello, Montero ha dicho que la izquierda «se tiene que poner en pie» y «no esperar a que las cosas pasen», por lo que ha pedido que el sentido del voto en los comicios europeos sea «ético» y «de principios».

Preguntada sobre si se mantendrá en el escaño durante los cinco años del mandato, ha señalado que «eso no se puede saber», aunque ha insistido que si Podemos obtiene representación, sus miembros harán «mucho ruido» en la Eurocámara.

Además, Montero ha lamentado que para «determinados sectores progresistas» haya sido tan fácil reconocer que existe una derecha judicial «que le está haciendo la guerra a la democracia», mientras que fueron «incapaces» de reconocer que también había un «machismo judicial por parte de esos mismos sectores reaccionarios».

Y ante un posible ascenso de la ultraderecha en Europa, Montero ha advertido de que de que cuando la extrema derecha llega a una posición de poder «no se anda con tonterías».

«Crean zonas de exclusión para personas LGTBI, atacan el derecho al aborto, cuestionan la libertad sexual de las mujeres y convierten todos nuestros derechos en negocios», ha subrayado la candidata de Pondemos, que ha asegurado que la derecha y la extrema derecha europea y española son «gerentes de los especuladores y de los fondos buitre».

EFE/Ballesteros

Podemos descarta una reunificación con Sumar

Por otra parte, la política española ha asegurado que su formación ha «pasado página» y, aunque ha animado a seguir trabajando con Sumar para avanzar en derechos, ha descartado una reunificación con el partido de Yolanda Díaz.

«Hemos hecho esa reflexión, después de caerse o que te tiren al suelo, levantarse y luchar para ganar. Y hemos pasado página de eso. Como les decía antes, hay muchas formas de trabajar juntas», ha señalado en rueda de prensa en EFE sobre las palabras del candidato de Comuns Sumar al Parlamento Europeo, Jaume Asens, quien apostó por un «reagrupamiento» de ambas formaciones.

Montero ha subrayado que los avances en derechos de la pasada legislatura no hubieran salido adelante sin el trabajo conjunto de fuerzas que nunca se han presentado unidas a las elecciones y ha asegurado que en este momento la tarea para la izquierda y las feministas es seguir con estos avances.

A su juicio, hay un intento de «cortarle las alas» a la izquierda. «El propio Partido Socialista nos ha dicho que las feministas hemos ido demasiado lejos (…) y hay mucha gente que sabe que no solamente no lo hemos hecho, sino que esto no ha hecho más que empezar», ha agregado.

«Hay muchas formas de trabajar juntas. La unidad significa hacer algo juntas, avanzar juntas en derechos», ha explicado Montero, quien ha destacado los logros gracias al trabajo de la «mayoría progresista y plurinacional» articulada la pasada legislatura y que ahora «se ha perdido».

Tras insistir en que Podemos tiene «su propio camino», ha pedido el voto para seguir consiguiendo «las cosas valiosas que Podemos aporta».

Editado por Sandra Municio

Más información:

El candidato de Vox justifica los ataques de Israel a Palestina «hasta que no quede ni un solo terrorista»

El candidato de Vox a las elecciones europeas, Jorge Buxadé, ha justificado los ataques de Israel a Palestina, que ha descrito como «operaciones antiterroristas», y ha dicho que deben continuar hasta «que no quede ni un solo terrorista» de Hamás en los territorios.

Seguir leyendo

Europa

El proceso contra Polonia se cierra definitivamente al no ver Bruselas riesgos para el Estado de derecho

Publicado

el

Por

Bruselas (EuroEFE).- La Comisión Europea cerró definitivamente este miércoles el procedimiento del artículo 7 contra Polonia, que podía haber llegado a dejar a ese país sin derecho a voto en la UE, al no ver ya riesgos para el Estado de derecho tras las correcciones realizadas por el nuevo Gobierno polaco.

La decisión fue adoptada en la reunión semanal del colegio de comisarios, que tuvo lugar hoy.

La Comisión Europea considera que no hay un «claro riesgo» de violación grave del Estado de Derecho, indicó el portavoz comunitario Eric Mamer en la rueda de prensa diaria de la Comisión.

«Hoy fue solo la formalización de algo que ya fue anunciado hace una semana», precisó.

«Polonia ha puesto en marcha una serie de medidas legislativas y no legislativas para abordar las preocupaciones sobre la independencia del sistema judicial, ha reconocido la primacía del Derecho de la UE y se ha comprometido a aplicar todas las sentencias del Tribunal de Justicia de la Unión Europea y del Tribunal Europeo de Derechos Humanos relacionado con el Estado de Derecho, incluida la independencia judicial», señaló el Ejecutivo comunitario en un comunicado.

Bruselas había adelantado ya que tenía previsto cerrar el expediente sancionador.

We’ve decided to close the Article 7(1) TEU procedure for Poland.

Our consideration is that there is no longer a clear risk of a serious breach of the rule of law.

The ongoing restoration of the rule of law in Poland is great for the Polish people and for our Union as a whole.

— European Commission (@EU_Commission) May 29, 2024

El pasado 21 de mayo, la vicepresidenta comunitaria Verá Jourová, responsable de Valores y Transparencia, explicó que el Ejecutivo comunitario ha constatado cambios importantes en los últimos meses en Polonia.

La política checa citó, en particular, «el reconocimiento del problema y la determinación» para corregirlo a través de un plan de acción y valoró el «cambio en la intensidad de las discusiones» y el aumento de la confianza entre las partes.

Jourová precisó que las cuestiones que aún queden por resolver se abordarán a través de otras vías existentes a nivel europeo, en particular el informe anual sobre el Estado de Derecho.

También hubo un apoyo de los Estados miembros, reunidos en un Consejo de Asuntos Generales, a cerrar ese expediente.

La decisión de abrir el procedimiento a Polonia tuvo lugar en 2017 y el motivo fueron las controvertidas reformas judiciales que impulsó el por entonces partido en el gobierno, Ley y Justicia.

Sin embargo, el actual primer ministro Donald Tusk, que fue presidente del Consejo Europeo, ha impulsado los cambios necesarios para aplacar los temores de Bruselas.

Además de las reformas vinculadas con la independencia judicial, Varsovia tenía que aclarar las normas y responsabilidades de los organismos públicos que gestionan los fondos europeos a nivel doméstico, así como poner en marcha un mecanismo de denuncias para poder detectar casos de fraude.

En febrero, Polonia presentó un plan de acción que consiste en una serie de cambios legislativos destinados a revertir las reformas del poder judicial en Polonia aplicadas por el gobierno del PiS.

El plan incluía cambios legislativos relativos a la Ley sobre el Consejo Nacional de la Magistratura, así como al Tribunal Constitucional y al Tribunal Supremo.

Como consecuencia, la UE había retenido el dinero que correspondía al país por el fondo de Recuperación y Resiliencia.

Tras los pasos del Gobierno polaco, el 29 de febrero, la Comisión Europea aprobó formalmente la liberación de 137.000 millones de euros de fondos de la Unión Europea, dando luz verde al primer pago de 6.300 millones de euros correspondientes a ese plan.

Editado por Sandra Municio

Seguir leyendo

Europa

La sede del Parlamento Europeo en Madrid, vandalizada a once días de las elecciones

Publicado

el

Por

Madrid (EuroEFE).- La sede del Parlamento Europeo en Madrid fue vandalizada este miércoles con una pintada y pintura roja en la fachada, once días antes de la votación en España de las elecciones europeas, que renovarán los escaños en la Eurocámara.

Hacia las 7 de la mañana, unos veinte o treinta jóvenes vestidos de negro y con capucha tiraron pintura roja sobre una pancarta que promovía el voto en las elecciones europeas en la entrada del edificio, explicaron a EFE fuentes conocedoras del suceso.

Los jóvenes escribieron además «no OTAN, no UE» en una pintada en un muro de cemento del recinto.

Pintada con la frase «No OTAN no UE» en un muro de cemento del recinto de la sede del Parlamento y la Comisión Europeas en Madrid. EFE/Cedida

En el edificio, situado en el céntrico Paseo de la Castellana, también se ubica la oficina en España de la Comisión Europea, la institución que representa los intereses de la UE y propone leyes europeas.

El cartel que quedó manchado por la pintura roja recordaba la fecha de las elecciones europeas en España, el próximo 9 de junio, junto a la frase: «Lo ponemos en este edificio para que te lo apuntes en la agenda».

La Oficina del Parlamento Europeo en España lanzó el mes pasado una campaña para animar a los jóvenes a votar en las europeas y transmitirles el mensaje de que sus votos pueden marcar una gran diferencia para el futuro del bloque comunitario.

La fachada de la Oficina Española del Parlamento Europeo, este miércoles en Madrid. EFE/ Sergio Pérez

La campaña, llamada «Leyes no escritas», se ha publicitado tanto en Instagram como en un circuito de autobuses en Madrid y Valencia, además de en las pantallas digitales de la Plaza de Callao de la capital.

Clima de tensión en la UE

La vandalización del edificio se produjo en el contexto de un aumento de la tensión e incluso de la violencia política en la antesala de los comicios europeos en varios países de la Unión Europea (UE).

A principios de este mes, el candidato socialdemócrata alemán a las elecciones europeas Matthias Ecke recibió una paliza mientras colgaba carteles electorales en Dresde, y más recientemente, hubo un intento de asesinato del primer ministro eslovaco, Robert Fico.

Las encuestas para las elecciones europeas apuntan a un auge de los partidos de ultraderecha, reunidos en el Parlamento Europeo en dos grupos distintos: los Conservadores y Reformistas (ECR), al que pertenece el partido español Vox, e Identidad y Democracia (ID).

En España, los sondeos auguran una probable victoria del PP y un ascenso de Vox, que podría incluso triplicar sus escaños en la Eurocámara.

Más información:

Diario de campaña: El reconocimiento de Palestina y el auge de la ultraderecha centran el discurso

El reconocimiento de Palestina como Estado por parte de España, la inminente votación de la ley de amnistía y el auge previsto de la ultraderecha en las elecciones europeas centraron este martes la jornada electoral.

Seguir leyendo

destacadas